Hoy en día, los alimentos juegan un papel muy importante en el funcionamiento del sistema inmunitario.
Si nuestra alimentación es inadecuada o insuficiente se producirá un descenso de las defensas. Por el contrario, si es equilibrada y completa, nuestro organismo estará fuerte y en forma.

alimentacion saludable-En manos de Nara

¿Qué alimentos nos ayudan a fortalecer el sistema inmunitario?

Los micronutrientes, como el cobre, el zinc, el hierro, el selenio, las vitaminas A, C, E, B6, B9 y B12, participan en el funcionamiento normal del sistema inmunitario.

¿Cómo nos puede ayudar una alimentación variada y equilibrada?

Las frutas, verduras, legumbres, frutos secos, pescado, huevos y carne con moderación proporcionan cantidades suficientes de estos nutrientes además de fitoquímicos con propiedades antioxidantes.

¿Qué debemos ingerir?

citricos-En manos de NaraVitamina C (cítricos, fresas, kiwi, pimientos y tomates), A (zanahoria, perejil y albaricoques, que contienen betacaroteno, precursor de esta vitamina) y E (huevos, germen de trigo y frutos secos), por su acción antioxidante, ayudan a proteger las células de las vías respiratorias de los daños causados por los radicales libres procedentes de contaminantes ambientales. La yema de huevo, la leche y los derivados lácteos son buena fuente de vitamina A.

 

Las vitaminas del grupo B, contenidas  en harinas integrales, levadura de cerveza y frutos secos.

El zinc el cobre y el selenio son micronutrientes esenciales para el normal desarrollo y funcionamiento del sistema inmunitario. Las mejores fuentes alimentarias de zinc son los crustáceos, moluscos y legumbres. El cobre se encuentra en cereales integrales, legumbres, frutos secos, hígado, crustáceos y moluscos.  El selenio se encuentra en vísceras, pescado, carne, huevos, cereales y semillas; es un potente antioxidante.

ajo y cebolla-En manos de NaraEl ajo y la cebolla contienen compuestos azufrados que mejoran las defensas. Además tienen efecto antiviral, antibacteriano y expectorante.

Los vegetales de la familia de las crucíferas: coles de Bruselas, coliflor, brócoli y rábano contienen compuestos azufrados que favorecen el funcionamiento del sistema inmunitario.

• Ácidos Grasos Esenciales Omega-3, contenidos en la chía, nueces, semillas de lino o algas. Proteínas en legumbres, pescado y huevos.

Los probióticos y los prebióticos, contribuyen a mantener en buen estado la flora intestinal, necesario para que ésta desarrolle sus funciones: efecto protector (impide el desarrollo de gérmenes nocivos y producción de sustancias antimicrobianas) o estimulante del sistema inmunitario. Los podemos encontrar en yogures y otros derivados lácteos fermentados.

• La ingesta adecuada de líquidos mantiene hidratada la mucosa respiratoria protegiéndola frente a las infecciones y ayuda a disolver la mucosidad.

Las terapias naturales que aplicamos, no sustituyen ni excluyen la atención o el tratamiento médico o farmacológico convencional prescrito por los profesionales sanitarios.

Desde En Manos de Nara, realizamos asesoramiento nutricional para subir tus defensas, junto con naturopatía.

Si te ha gustado este artículo, puedes leer otros relacionados:

https://enmanosdenara.com/salud-bienestar/alimentacion-deporte-y-repercusiones-en-cuerpo/

https://enmanosdenara.com/salud-bienestar/curcuma-oro-amarillo/