Cuantas veces coincide que nuestras emociones afloran durante la luna llena, estamos más irascibles, se nos rompen más cosas y no sabemos la explicación.

luna llena-En Manos de Nara
Todas las fases de la luna nos afectan, en especial cuando está llena. No solo afectan a los seres humanos, sino también a las mareas, cosechas o el ciclo menstrual. Todo se rige por la luna y nos hace sacar ese punto de locura, que proviene  del latín, «lunaticus«, que significa lunar.

 

¿Qué es la luna llena?

Esta es la fase en la cual la luna está completamente redonda y radiante de luz solar. Esto provoca  cambios conductuales en los seres humanos.
La luna llena se asocia con la euforia y los excesos, pero también con la plenitud y el logro. En esta fase se dice que todo el mundo se pone “lunático” porque la energía que tiene la luna es mayor que de costumbre.

¿Que influencias tiene?

  • Favorece la fertilidad, sobre todo si se duerme bajo la luna llena.
  • Aumento de la pasión y sensualidad. Provoca cambios hormonales en hombres y mujeres, favoreciendo las relaciones sexuales.
  • Molestias de cabeza y depresiones. El sistema nervioso tiende a alterarse con más facilidad y las emociones se desatan.
  • Sueños con mensaje. Durante el plenilunio,  los sueños nos transmiten sus mensajes de forma reveladora, sin necesidad de símbolos.
  • Se despierta la creatividad. Las personas imaginativas ven aumentados sus dotes durante la Luna llena.
  • Nos volvemos más sensibles e irritables.
  • Aumenta los síntomas de los trastornos mentales. Se dan más episodios de comportamientos anormales.

 

Desde En Manos de Nara te ayudamos a equilibrar tus emociones con técnicas como Cráneo-sacral, Reiki, Péndulo hebreo o Registros Akáshicos, tanto presencial como online.

Si te ha gustado este artículo, puedes compartirlo y leer los siguientes:

La Empatía psíquica

La energía de las personas

La importancia de tener el tercer ojo abierto

Llevo una vida acelerada…

 

Las técnicas naturales que aplicamos, no sustituyen ni excluyen la atención o el tratamiento médico o farmacológico convencional prescrito por los profesionales sanitarios.